domingo, 19 de abril de 2009

La Plasta Gigante con Sabor a Galleta

Hoy me he despertado con los primeros rayos del sol acariciando mi cara mientras mi gata ronroneaba entre mis brazos. Tras juguetear un rato con ella, me he levantado y he desayunado una tostada con Nutella y nata montada. Me he duchado, he arreglado mi cuarto, me he puesto uno de mis vestidos favoritos, me he peinado y me he arreglado.
¿Y por qué?
Porque sí. Porque no tenía nada que hacer y me apetecía disfrutar un rato de mi propia compañía y de un modo de vida Lolitil. Levantarme cómodamente y sin prisas. Tomar mi desayuno favorito. Arreglarme por el gusto de hacerlo, no por tener que ir a ningún sitio. Ah... Qué relax después de tanto estudio. Y eso que mañana toca comenzar de nuevo...

Por la tarde, me sentí innovadora y decidí intentar cocinar las primeras galletas de mi vida. Corcho. ¿Cómo una receta tan fácil puede hacer que de las profundidades del horno surja... ESTO?
Soy la masa de azúcar y vainilla del mal, y voy a por ti!!!

En fin... en realidad está rica. Lo que pasa es que mi abuela empezó a hacer los redondelitos de masa a la vez que yo y se nos acabaron pegando mucho, y bueno... se reprodujeron y mutaron.
En fin... supongo que mis manos siguen siendo patatas, al fin y al cabo. ¡Pero no desesperaré!

¡A Dios pongo por testigo, que algún día haré unas galletas con forma de galleta!

Atte:
(\/)
( ..)
c()()..................:::* Psu

2 chokis:

ichirinnohana_is dijo...

Pero no tiene tan mala pinta, me ha dado hambre y todo xDDD

Besotes^^

conejito zombi dijo...

Se la frustración que causa eso U_U es más, me ha pasado más de una vez. Y entre mis frustraciones culinarias también se encuentran las magdalenas sin levadura que terminaron siendo galletas y el flan sin cuajar que terminó siendo natillas.

Cuanto dolor ha causado el mundo de la repostería.

Publicar un comentario

Chokicea!!!